Las nuevas claves SEO - Beople
956
post-template-default,single,single-post,postid-956,single-format-standard,qode-core-1.2,ajax_fade,page_not_loaded,,pitch-ver-1.9, vertical_menu_with_scroll,smooth_scroll,side_menu_slide_from_right,grid_1300,blog_installed,wpb-js-composer js-comp-ver-5.1.1,vc_responsive

Las nuevas claves SEO

Si bien hace un tiempo el SEO era meramente técnico y con poca importancia en relación al contenido, ahora la estrategia ha dado un giro de 180º. Google trabaja para el usuario y no para la empresa que quiere vender, por lo tanto ahora premia más la semántica, las palabras que puede leer.

google search seo

Tanto Google como Bing estan apostando por unos criterios mucho más amplios en el momento de dar los resultados de la búsqueda. Es decir, el buscador intenta entender lo que se busca, ya no es sólo un robot que busca coincidencias, sino que ahora también da los resultados según contexto, relevancia, cercanía, proximidad, etc.  El nuevo algoritmo de Google demuestra los avances semánticos que han conseguido en muy poco tiempo. Por lo tanto ya no es factible el SEO rápido, pues no se consigue relevancia ni continuidad con lo cual para Google no existe tu web.

5 claves SEO

1. Los social media, imprescindibles para un buen posicionamiento. Y la red que más ayudará es Google+ (por su relación con el buscador). Los +1, likes, retweets consiguen dar mucha visibilidad al buscador y mejoran la confianza y relevancia de la web.
2.  Textos largos: se empezó apostando por posts cortos, que no dejaran que el lector se pudiera ir, pero hoy en día los posts cortos suelen ser poco originales o con contenido de dudosa calidad, por lo tanto se apuesta de nuevo por contenido largo (dentro de unos límites: 2.000-2.500 caracteres) y de calidad (sólo así se consiguen retweets y difusión, lo cual lleva a mejorar la posición en el ranking).
3. La importancia del autor: con la Google+ Authorship (de la que hablamos en el post Aprueba con tu marketing de contenidos) conseguirás indicar a Google dónde escribes y por lo tanto lo relacionará con tu blog o web y podrá crearse un tipo de pagerank paralelo.
4. El link building es networking: la nueva actualización del algoritmo (Hummingbird) detecta más fácilmente las relaciones falsas de links, por lo tanto los backlinks pagados en muchos casos ya no sirven de nada y debemos buscar webs afines y de calidad y convencerles de que realmente es útil tu enlace allí. Vuelven las relaciones humanas entre tanta tecnología.
5. Las keywords: son necesarios los sinónimos, pues si visitas tu Google Analytics verás que muchas visitas provienen sin saber qué keyword han buscado (no es una de las preestablecidas por tu web). Por lo tanto hay que buscar nuevas keywords tanto más generales como más específicas (según el negocio).

Vemos con este post que todo es un círculo: buen contenido lleva a más difusión lo cual conlleva mejor posición en el buscador y más puertas abiertas para poner un link de tu web en otras de relevancia. El trabajo de posicionamiento da sus resultados a largo plazo, pero cuando llegan, si se ha hecho bien, son muy satisfactorios.

Por Beople

Beople